Milagros de la Virgen de la Teja en el siglo XXI: una devoción que crece en España

0
1377
Dos devotos de la Virgen de la Teja cuentan su testimonio

La iglesia de las clarisas de Villarrobledo (en Albacete, Castilla-La Mancha) guarda la imagen de la Virgen de la Teja, que va ganando -o recuperando- fama como intercesora en milagros. Es tradición realizar una novena pidiendo su intercesión del 12 al 20 de octubre.

Según parece, su primer milagro lo realizó a finales de 1897 o principio de 1898, cuando curó a una niña del pueblo, Remedios Barnuevo, que moriría en 1975. En esa época se llevaba la imagen a las casas y parece que también a los campos, porque salvó alguna cosecha.

La imagen, cuentan en el convento, la encontró una religiosa llamada Sor Rosalía: una silueta en una teja plana y sin brillo que cubría el cántaro de agua de su celda.

Un folleto de las clarisas describe algunas sanaciones milagrosas que se le atribuyen en nuestro siglo XXI.

El tumor de garganta que desapareció

En verano de 2001 tenían que operar por tercera vez a Conrado Lozano, carpintero de Villarrobledo de 60 años. Un tumor en la garganta le había quitado completamente la voz. Las clarisas rezaron la novena a la Virgen de la Teja y preguntaron a la esposa del enfermo. “Le sacaron anestesiado del quirófano pero sin operar, porque el tumor ya había desaparecido, aunque días antes él vio la mancha negra en su garganta“, dijo la mujer.

La mujer sin fe que acudió a la hospedería

Las clarisas cuentan el caso de una joven de Albacete llamada María que en 2004 acudió a la hospedería del convento buscando paz, silencio y poner en orden sus ideas. Dijo a las religiosas: “vengo rota, estoy perdida”, y explicó que había perdido su fe en Dios. No les dijo que tenía un cáncer de matriz y hueso con metástasis en muñecas, columna vertebral y tobillos. En esos días de retiro fue ganando en paz y recuperó su fe en Dios. Invitada por las clarisas, oró ante la Virgen de la Teja. Pasados unos meses volvió en persona a explicar a las religiosas que había tenido cáncer, pero que en la gammagrafía ya no había rastros de metástasis y estaba curada y muy contenta.

La mujer de Tomelloso con tumor y metástasis

Flor M.R. es una mujer de Tomelloso de 39 años a la que en marzo de 2011 le detectaron en una resonancia un tumor de tamaño considerable en la mama. Después descubren también metástasis en ganglios del estómago, el hígado, las caderas y el sacro. Le aplican quimioterapia. En junio de 2011 acudió a esta iglesia y rogó a la Virgen, tras la misa, por ella y sus dos hijos pequeños. Al siguiente análisis PET todos los tumores habían desaparecido. Le extirparon aún el pecho por asegurarse, pero al analizarlo no había ni rastro de cáncer.

Una mujer a la que daban un mes de vida

En marzo de 2011 un programa de Radio Nacional de España habló de la Virgen de la Teja y sus milagros. Un hombre de Pilar de la Horadada (Alicante) lo escucha y lleva a su cuñada, Loli Martínez, ante la Virgen. Tenía un tumor en la cabeza y en dos centros médicos, uno de ellos la Clínica Ruber de Madrid, le dijeron que le quedaba un mes de vida. En marzo de 2012 Loli vuelve por su propio pie a dar gracias a la Virgen: su tumor ha desaparecido.

Cinco años de revisiones y no conseguía quedar embarazada

Teresa envía su testimonio en 2012. A los 27 años le extirparon un ovario y la trompa, por un quiste de gran tamaño. Ya tenía una hija, pero no conseguía darlo otra. Llevaba 5 años de revisiones médicas intentando quedar embarazada. “Para mí era imposible concebir”, dice. Pero en la iglesia de Santa Clara “pedí a la Virgen de la Teja que intercediera por mí ante Dios para que Él me ayudase y al poquísimo tiempo quedé embarazada, con 32 años”. Cuando envía el testimonio la niña tiene 10 años, “está sana y es buenísima”. “Como no podía llamarla Teja, le puse Clara“.

Un gran difusor de la difusión a esta Virgen fue el sacerdote Eustoquio García Merchante, hombre de letras e investigador, que murió mártir en Toledo en 1936. Antes fue coadjutor en la parroquia y compuso una novena ensalzando esta imagen y sus frutos. Su historia la cuenta el sacerdote e historiador especializado en los mártires españoles Jorge López Teulón.

En Internet se difunden algunos vídeos con testimonios de devotos de la Virgen de la Teja como estos que recuperamos a continuación

Un testimonio más breve, de 2018

En 2017, la novena a la Virgen de la Teja se dedicó a “la paz y la unidad de la Nación” (a causa de los alborotos por el ‘procés’ en Cataluña)

Quiero recibir Cari Filii News gratuitamente

Quiero suscribirme

Dejar comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here