Un periodista repasa 365 imágenes de la Virgen en Cataluña, muchas con tradiciones insólitas

0
1015
Àngel Rodríguez ha buscado una advocación mariana para cada día, muchas con leyendas insólitas y entrañables
Àngel Rodríguez ha buscado una advocación mariana para cada día, muchas con leyendas insólitas y entrañables

Àngel Rodríguez Vilagran, periodista especializado en divulgación religiosa que trabaja en el obispado de Gerona, ha publicado en catalán en la editorial Claret el libro 365 dies amb Maria, que busca una advocación mariana para cada día del año y que tenga devoción en algún lugar de Cataluña, Andorra, Rosellón o la zona de Castellón que forma parte de la diócesis de Tortosa.

Le ha costado 2 años de trabajo, pero las imágenes y advocaciones con devoción local no escasean y son de lo más variadas. Cada pueblo adapta María a su historia, o quizá es María la que se adapta a cada uno de sus hijos, con sus problemas, pesares y alegrías.

Entrevistado en La Vanguardia señaló algunas devociones peculiares:

– la del Boncamí (“buen camino”): está en una capillita a pie de carretera y los conductores que pasan ante ella han de tocar tantas veces el claxon como pasajeros lleve el vehículo
– la de Bellpuig de les Avellanes, en Os de Balaguer: se mostraba su sandalia a los fieles, quienes adquirían una estampa con la medida del pie de la Virgen (con la desamortización se perdió la sandalia, pero el Museo de Lérida conserva la arqueta que la guardaba)
– la Virgen del Vinyet, en Sitges, una imagen a la que le falta un trozo de brazo porque al ser desenterrada del viñedo donde fue descubierta el trabajador la descabezó con su azada
la de los Arcs, en Claravalls, que tiene el rostro enmascarado, como signo para recordar los estragos de la Guerra Civil
– la Virgen de Meritxell, patrona de Andorra: calza zuecos y tiene la mano derecha más grande y alargada para acentuar el deseo de paz y acogida

La Virgen del Vinyet de Sitges, sin mano, incluso en esta réplica moderna posterior a la Guerra Civil; la original, del s.XII-XIII quedó muy dañada en la guerra

Un ejemplo de Virgen que da signos y protege

En su presentación online en diciembre el periodista contaba otras devociones. Por ejemplo, enlazando con la pandemia, recordó la aparición de la Virgen a una pastorcita llamada Isabel Besora en Reus en 1592, durante una epidemia de peste.

La Virgen encargó a la muchacha ir a las autoridades, pedir que encendieran una vela y salieran en procesión con ella alrededor de las murallas y que dejaran luego la vela en la iglesia de San Pedro. Para que las autoridades creyeran a la chica, acarició con su mano el rostro de la pastorcita y en su mejilla quedó marcada la imagen de una rosa, que es precisamente el símbolo de la ciudad.

Las autoridades cumplieron lo que pedía la Virgen, la peste dejó la ciudad y aún hoy en la Iglesia de San Pedro en Reus siempre hay una vela encendida al lado de la imagen de la Virgen de la Misericordia.

Otro ejemplo de la Virgen contra la peste es la Virgen de las Llaves, una Inmaculada en una capilla de la catedral de Barcelona. Las llaves son las de las murallas de Barcelona. En 1651, golpeada la ciudad por la peste, el Consejo de Ciento -el ayuntamiento de entonces- le entregó esas llaves en agradecimiento por finalizar la peste.

María, como una madre, se adapta con afecto

“María tiene el privilegio de saber integrarse en nuestra sociedad tal y como el pueblo la ve y la reza”, constata el periodista tras su amplia investigación.

“Hay muchas leyendas y tradiciones relacionadas con ella. En una sociedad cada vez más secularizada y de pérdida de valores religiosos, la figura de María sigue despertando afecto no sólo para los creyentes convencidos, sino también entre aquellos que no son practicantes”, asegura.

Sobre las leyendas marianas, en la presentación online explicó que “son como la poesía de la historia. No hemos de pensar que sean completamente falsas, como sí son los cuentos. Pero las leyendas siempre tienen un punto de historia“.

María, también hoy, “es vista como una segunda madre, una madre que nos escucha, con quien podemos hablar, rezar, verla… En resumen, tenerla con nosotros porque es muy próxima”, concluye.

Un libro para consultar poco a poco

Es el cuarto libro que Àngel Rodríguez escribe sobre la Virgen y la devoción mariana. Este libro en concreto “es para tenerlo en la mesita de noche y consultarlo cuando te levantas o vas a dormir”, propone el periodista.

El libro dedica un apartado a cada advocación, con su historia, su leyenda, una descripción de su imagen, atributos y curiosidades y un verso de gozos o poesías dedicadas a esa advocación, con la ortografía de la época en que fueron escritos.

El libro incluye también unas 50 fotografías. Y a cada fecha se le añaden citas marianas, refranes, escritos filosóficos, poéticos o dichos populares relacionados con la Virgen y su entorno geográfico o histórico.

Vídeo de la presentación online del libro (en catalán)

Quiero recibir Cari Filii News gratuitamente

Quiero suscribirme

Dejar comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here