La Virgen del Pilar más querida obtiene récords de tiempo, visitas y grupos este 2023

0
1976
El rosario de cristal abarrota Zaragoza.

Cada año que transcurre, la Virgen del Pilar parece ser más querida por fieles y devotos de España y también de Hispanoamérica. Al menos es lo que se deprende de las cifras de asistencia a las fiestas del Pilar de Zaragoza, cuyo día central fue el pasado 12 de octubre, extendiéndose hasta el día 13 con la celebración del conocido rosario de cristal.

Las cifras con que se concluyó el día fueron de récords de devoción en múltiples aspectos. Por ejemplo, en el de asistencia y participación. Según las cifras oficiales, han sido 350.000 las personas que han acudido este 2023 a la Plaza del Pilar, siendo los oferentes (quienes depositan los ramos a modo de ofrenda) 145.000. Unas cifras superiores a las fiestas de 2022, que según recogió el Heraldo de Aragón, congregaron a unos 3.500 oferentes menos.

También obtuvo el récord de grupos

La diferencia se plasma por igual en el número de grupos, siendo este año 890 inscritos de los que finalmente acudieron 820. En 2022, los grupos que finalmente participaron estuvo muy por detrás, con 780 grupos. En 2019 fueron 768.

Otro de los récords que ostentará la Virgen del Pilar de2023 será el de la celebración más larga de la historia -que se tenga constancia-, pues con sus 15 horas de duración, empezó a las 6:30  horas y terminó a las 21:28.

El récord de flores lo mantienen aún las fiestas de 2022, en las que los asistentes llegaron a depositar hasta ocho millones de flores en el gran manto de la Virgen. Este 2023 han sido unos  siete millones de flores, pero el resultado no fue nada desdeñable, pues los zaragozanos han podido disfrutar del mismo hasta su retirada durante este día 18, casi una semana después.

A la jornada también acudieron algunos grupos «especiales», como fue el Cuerpo de Policía Nacional en conmemoración de su segundo centenario, por lo que depositaron una corona de flores. El Cuerpo de Bomberos también celebró su 150 aniversario, ofreciendo un breve espectáculo en el centro de la plaza. La Guardia Civil, la Academia General Militar o la ONCE fueron otras agrupaciones que acudieron a honrar a la «Pilarica».

Especialmente significativa fue la ofrenda y presencia del neocardenal portugués Américo Aguiar, que presidió las fiestas.

Fue en la víspera, tras la salve, cuando el cardenal depositó a los pies de la Virgen su solideo rojo y su anillo cardenalicio como signo de agradecimiento por la JMJ y de consagración. El anillo, de plata y con las imágenes de Pedro y Pablo, le fue impuesto por el papa Francisco el pasado 30 de septiembre, durante el consistorio en el  que fue creado cardenal.

El rosario de cristal «más solemne»

Especialmente significativo fue este año el llamado rosario de cristal. Se trata de uno de los eventos centrales de esta fiesta, originado desde 1889 y consistente en una procesión de faroles  iluminados por las calles de Zaragoza que representan cada uno de los misterios. Concretamente circulan 15 faroles monumentales y 307 de mano (20 para los padrenuestros, 200 para los avemarías, 20 para las glorias, 4 para las salutaciones y 63 para las letanías).

Este rosario de cristal, abarrotado por 190 grupos tanto de Zaragoza como del resto de la geografía, trató de celebrarse de modo que fuese «más solemne y respetuoso  que nunca», según indicó la organización del acto.

«Volvemos a contemplar los misterios y faroles de uno de los rosarios más antiguos que se conservan», recordaban por megafonía.

Quiero recibir Cari Filii News gratuitamente

Quiero suscribirme

Dejar comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here