Imposible contar la multitud con la Divina Pastora de Barquisimeto, la Virgen que «llegó por error»

0
6645

Una de las mayores concentraciones de devotos de la Virgen en todo el mundo es, cada 14 de enero, la procesión de la Divina Pastora de Barquisimeto, en Venezuela, que este año, como cada año, ha congregado más de un millón de personas (algunas fuentes hablan de hasta cuatro millones, la organización oficial esperaba 2,5 millones).

La procesión empieza en el pueblo de Santa Rosa, en el estado Lara de Venezuela, donde suele estar la imagen de la Divina Pastora, hasta la ciudad de Barquisimeto, que tiene un millón de habitantes, aunque en estas fechas parecen estar todos, y más, en la calle con la Virgen.

Un ejemplo aéreo de la multitud que participa

El origen de la apelación de la Virgen María como "Divina Pastora" o "Pastora de almas" es dudoso, aunque ya Juan el Geómetra, en el s.X, se refería a ella así. También lo hicieron figuras posteriores como San Juan de Dios, San Pedro de Alcántara, la venerable María Jesús de Ágreda o Santa María de las Cinco Llagas.

En Sevilla, España, el capuchino fray Isidoro encargó un lienzo en 1703 al pintor Alonso Miguel de Tovar detallando el aspecto que quería: "En el centro y bajo la sombra de un árbol, la Virgen santísima sedente en una peña, irradiando de su rostro divino amor y ternura. La túnica roja, pero cubierto el busto hasta las rodillas, de blanco pellico ceñido a la cintura. Un manto azul, terciado al hombro izquierdo, envolverá el entorno de su cuerpo, y hacia el derecho en las espaldas, llevará el sombrero pastoril y junto a la diestra aparecerá el báculo de su poderío. En la mano izquierda sostendrá al Niño y posará la mano derecha sobre un cordero que se acoge a su regazo. Algunas ovejas rodearán la Virgen, formando su rebaño y todas en sus boquitas llevarán sendas rosas, simbólicas del Ave María con que la veneran…"

En una procesión en septiembre, en la fiesta de la Natividad de la Virgen en Sevilla, se procesionó con esa imagen. Después, en 1705, una hermandad creó y procesionó con una imagen esculpida parecida.

Pero, ¿cómo llegó a Venezuela esta devoción y atrajo a tantas multitudes?

Los venezolanos gustan de recordar que la Divina Pastora llegó por error pero "ella se quiso quedar".

Efectivamente, en 1736, el párroco de Santa Rosa encargó una estatua de la Inmaculada Concepción. Llegó al pueblo, por "una extraña equivocación" otra imagen completamente distinta, la de la Divina Pastora. Quisieron devolverla, pero la caja donde habían puesto la imagen se negaba a levantarse por más que insistieran y más fuerza que se emplease. El pueblo interpretó que la Virgen quería quedarse.

En 1812, un terremoto que asoló el lugar y destruyó la parroquia dejó indemne la imagen, reforzando la devoción popular. También en la epidemia de cólera de 1855 la Virgen protegió a la población después de ser sacada en procesión. Este acontecimiento es el que se recuerda desde entonces con una procesión masiva cada 14 de enero.

Muchos consideran que es la segunda o tercera procesión popular y devota más grande de toda Hispanoamérica, superada sólo por la del Señor de los Milagros en Lima o por las concentraciones de población en Guadalupe.

Oración por la paz y la unidad
En Venezuela estos días se respira cansancio por la crisis, el desabastecimiento y, sobre todo, la división del país, que puede desembocar en violencia- Por eso, muchas oraciones a la Virgen piden paz y unidad.

El padre Rafael Chávez, párroco del templo de Santa Rosa, alabando los grupos folclóricos que acuden a la fiesta, dijo: "este acto folclórico, donde es venerada nuestra madre la Divina Pastora, es una muestra de que los venezolanos sí podemos estar unidos como hermanos, y hoy Barquisimeto es un ejemplo de unidad y debe consagrarse como un ejemplo para todo el país".

También diversas autoridades políticas en los actos declararon que "el homenaje a la Excelsa Patrona es una actividad que respaldamos para el reencuentro y la unión de todos los venezolanos. Es un acto de fe, es por eso que pedimos a la Santa Madre que nos una y nos encuentre como hermanos venezolanos".

El dispositivo de la organización, calculado para dos millones y medio de participantes, es de 10.000 policías y militares, un contingente de la "Fuerza Armada Nacional Bolivariana" como segundo anillo de seguridad de la imagen (el primer anillo son miembros de la Cofradía de la Divina Pastora y el tercer anillo de seguridad lo integran jóvenes religiosos de distintas parroquias del estado Lara), 25 comandos logístico en previsión de problemas de salud, 1.500 funcionarios de salud, Cruz Roja y Protección Civil y 15 "puntos de detención preventiva a infractores, lugar en el que permanecerán personas que cometan irregularidades en el evento religioso".

Todo esto se da tres días después de que los obispos del país publicasen una nota conjunta avisando de que Venezuela puede estar cayendo en una deriva de socialismo marxista.

Quiero recibir Cari Filii News gratuitamente

Quiero suscribirme

Dejar comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here