En Pascua, a la hora del Ángelus, se canta el Regina Coeli: una tradición para el pueblo y el arte

0
5249

El Regina Coeli (Reina del cielo) es una oración que se reza a la Virgen María durante el tiempo pascual, en lugar de la oración del Ángelus, desde la Vigilia de Pascua hasta el medio día del sábado de Pentecostés. Este año del 27 de marzo al 15 de mayo.

Benedicto XIV estableció, en 1742, que durante el tiempo Pascual se sustituyera el rezo del Ángelus por la antífona "Regina Coeli".

Cantar a María “¡Alégrate!” fue difundido por la comunidad de los franciscanos. Como muchas oraciones, las primeras palabras que la componen le dan su nombre, que la Iglesia recuerda aún en su latín original: Regina Coeli.

¿Cómo surge este rezo a la Virgen?
Sobre el origen de esta oración, el cual no es exacto, hay diferentes teorías:

– Una tradición lo atribuye a San Gregorio Magno, Pontífice y Doctor de la Iglesia, quien habría escuchado los primeros tres versos de la boca de los ángeles mientras realizaba procesión descalzo por las calles de Roma. A la composición celestial el Santo Papa habría añadido únicamente la cuarta frase de la oración: "Ruega por nosotros a Dios".

– Otros creen que data de poco antes del 1100, época del Papa Urbano II o en torno al 1300, con el Papa Juan XXII.

Una tradición que se ha extendido en el tiempo
De lo que se tiene certeza es que existía la costumbre de hacer sonar las campanas sea al amanecer, que al medio día y al ocaso. 

Juan XXII con una bula del 7 de mayo de 1327 propuso y concedió indulgencia para que al anochecer se recitase tres veces el Ave María

Dos décadas más tarde en 1346 en el concilio de París, se decretó que por ordenanza del Papa en lo concerniente al rezo del Ave María al oscurecer fuese fielmente observado.

Se sabe también que en Francia en 1472 el rey Luis XI instituyó la costumbre de rezarla tres veces al día.

Al igual que el Ángelus, suele rezarse tres veces al día: al comenzar la jornada, al medio día y al atardecer.

Se reza al mediodía en lugar del Ángelus en el Tiempo Pascual, desde la Vigila Pascual hasta el medio día del sábado de Pentecostés.

Es una manera de consagrar el día entero a Dios y a la Virgen Santísima, un modo de santificar, con una breve oración el trabajo o el estudio.

La antífona original es adaptada para ser recitada como oración, de una forma similar a la del Ángelus, tomando su forma presente y agregando una oración final:

G: Reina del cielo, alégrate, aleluya. 
T: Porque el Señor, a quien has llevado en tu vientre, aleluya.
G: Ha resucitado según su palabra, aleluya.
T: Ruega al Señor por nosotros, aleluya.
G: Goza y alégrate Virgen María, aleluya. 
T: Porque en verdad ha resucitado el Señor, aleluya. 

Oremos: Oh Dios, que por la resurrección de Tu Hijo, Nuestro Señor Jesucristo, has llenado el mundo de alegría, concédenos, por intercesión de su Madre, la Virgen María, llegar a los gozos eternos. Por Jesucristo Nuestro Señor.  R. Amén.

Gloria al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo, como era en el principio ahora y siempre por los siglos de los siglos. (Tres veces).  R. Amén.


Aparición de Jesús resucitado a su madre, de Filippo Lippi

A continuación se ofrece también la oración en latín:

Regína caeli, laetáre; allelúia.
R. Quia quem meruísti portáre; allelúia.
V. Resurréxit sicut dixit;; allelúia.
R. Ora pro nobis Deum; allelúia.
V. Gáude et laetáte, Virgo Maria; allelúia.
R: Quia surréxit Dóminus vere; allelúia.

Orémus

Deus, qui per resurréctionem Fílii tui Dómini nostri
Iesu Christi mundum laetificáre dignátus es,
praesta quáesumus, ut per ejus Genetrícem
Vírginem Maríam, perpétuae capiámus gáudia vitae.
Per eúmdem Christum Dominum nostrum.

Amen.

(En el siguiente vídeo la Camerata de Los Angeles Chorus & Orchestra de Steve Huber interpreta el Regina Coeli (K.276) de W.A. Mozart)

Quiero recibir Cari Filii News gratuitamente

Quiero suscribirme

Dejar comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here