Cómo la Virgen María convirtió a un gran futbolista

0
1145

Alberto Garcia Aspe jugó con la selección mexicana los Mundiales de 1994, 1998 y 2002, y con México ganó la Copa Confederaciones 1999 y quedó subcampeón en la Copa América en 1993 y 2001. Un brillante palmarés para un hombre que, estando precisamente concentrado con el combinado nacional, tuvo una experiencia que cambió su vida. Ésta es la historia, contada por él mismo.

Quiero recibir Cari Filii News gratuitamente

Quiero suscribirme

Dejar comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here