viernes, 20 de septiembre de 2019

Localización

Video

Fotos

MARÍA DEL ROSARIO DE SAN NICOLÁS

Argentina – 25/09/1983


ADVOCACIÓN

María del Rosario de San Nicolás.


LUGAR

San Nicolás de los Arroyos, Buenos Aires, Argentina.


FECHA

Desde 25 de septiembre 1983 hasta el 11 de febrero de 1990.


LA VIDENTE

Gladis Quiroga de Motta.


RECONOCIMIENTO ECLESIÁSTICO

Grado de aprobación eclesiástica: Intermedio.
Reconocimiento por la autoridad eclesiástica local , que en 1990 era el obispo de San Nicolás de los Arroyos, Monseñor Domingo Salvador Castagna, después Monseñor Mario L. B. Maulion y en la actualidad Monseñor Héctor Sabatino Cardelli.


FUENTES

http://www.virgen-de-san-nicolas.org/index.html

http://www.sannicolasweb.com.ar/ciudad/ciudad.htm

http://www.oocities.org/ritapaz/enlaces.htm

LA HISTORIA

La Ciudad de San Nicolás de los Arroyos fue fundada el 14 de Abril de 1748 por Rafael de Aguiar, quien le asignó el nombre del santo del cual era devoto, San Nicolás de Bari.

Convertida en punto de unión entre Buenos Aires y el interior, fue escenario de importantes hechos históricos.

A pesar de su evolución en el tiempo, sigue conservando sus monumentos, calles y edificios, mezclándose con sus nuevas industrias y fachadas.

En septiembre de 1983 la población de San Nicolás de los Arroyos se despertó con la noticia que en algunas casas se habían iluminado rosarios de una manera inexplicable.

Una vecina, madre de familia de 48 años llamada Gladis Quiroga de Motta, comienza a ver a la Virgen María el día 25 de septiembre de 1983. A partir de entonces se inicia un fluido y continuo diálogo con la Virgen María, quién la va revelando uno o varios mensajes por día con citas bíblicas relacionadas entre sí.

LA VIDENTE


Gladys Herminia Quiroga de Motta
nació el día 1 de julio de 1937 en el hospital San Felipe de San Nicolás de los Arroyos, última de ocho hermanos. Fue bautizada en la capilla del mismo hospital el 4 de julio inmediato.Antes de los dos años y medio de su edad, padres e hijos se trasladaron a La Emilia, localidad del Monte, junto al Arroyo del Medio.

No tiene de su infancia recuerdos importante, expresa el doctor Raúl Héctor Mejía que la examinó. Retiene con claridad la escuela y la vida familiar. Dice que se trataba de la vida común y corriente de la familia de un obrero pobre, en la que había pobreza, pero no sufrimiento .

Sus padres eran dos personas bondadosas, alegres, simpáticas, con una excelente relación entre ellos y con los hijos. Ella es la menor de 8 hermanos, 4 mujeres y 4 varones, con los cuales se lleva muy bien. Cursó estudios hasta 4º grado en la escuela primaria de la Emilia.

Se casó a los veintiún años de edad con Ricardo Motta, estableciéndose ambos en San Nicolás, donde su marido trabajaba en una empresa de la ciudad. Ricardo es un hombre íntegro y cabal, honesto, creyente y muy respetuoso de la misión que tiene su esposa. Ambos acuden diariamente a Misa en la Catedral, comulgan y rezan juntos el Santo Rosario todos los días.

Gladys es madre de Nora y Celina, casadas también ellas y madres de familia. El Señor ha bendecido a Gladys con cinco nietas. Habita en el pasaje Figari 122, vecino al Campito, donde, por pedido de la Virgen, se está edificando el grandioso templo.

Gladys ha debido soportar más de diez operaciones en su vida, aunque por septiembre de 1985, cuando la examinaba el doctor Mejía, no presentaba “alteraciones físicas que hubieran de necesitar atención médica”.

Fue la consecuencia de una fe sencilla y sin cuestionamientos, al igual que su madre, con quien se sentía identificada en todo. Pero ésta muere cuando Gladys cuenta sólo 29 años de edad. Siente enormemente su pérdida, ya que tenían muy buena relación.

En 1976, tras una intervención quirúrgica y estando internada, se volcó totalmente en los brazos de María, con la promesa de acudir por cinco años a su santuario de Luján, y caminar de rodillas desde la entrada del templo hasta el altar mayor, para darle gracias a la Reina del Cielo por haberla devuelto a la vida. Lo cual cumplió completamente.

Su renovada disposición de ánimo tocó el cenit, comenzando en ella, Nuestra Señora, su obra providencial al margen de lo común, según conceptos del entonces párroco de la Catedral y primer depositario de los secretos de la Vidente, el padre Carlos A. Pérez, que así la presentaba:

El recuerdo que tenía de ella era el de una mujer sencilla, aunque inteligente, buena ama de casa, dedicada a su marido y sus hijas como elemento central de su vida. De una piedad normal, no tenía conocimientos teológicos, ni era lectora de la Biblia. Pero después de las visiones empieza a indagar: pide ayuda, y el Padre le regala una Biblia. “Luego comenzó a sentir mayor necesidad de hacer oración y meditación, como así también de dedicar más espacio de tiempo a la lectura bíblica. Pero esto no le resulta fácil, pues debe atender a sus tareas domésticas, que sigue realizando lo mismo que antes”.

Discreta y silenciosa, permanece en el pequeño oratorio contiguo a su casa. Está acostumbrada a pasar desapercibida. Pero por más que se desee respetar su retiro, se hace difícil mantener en silencio su nombre y su vida tan extraordinaria ya que es la mensajera de la Virgen. A esto se suma la prueba de los estigmas, que acepta de muy buen grado. Antes del 25 de septiembre de 1983, Gladys nunca había tenido apariciones, ni había experimentado fenómenos extraordinarios ya fueran religiosos o de cualquier otra índole.

Se podría citar un único antecedente: un día antes de la primera aparición, el 24 de septiembre de 1983, vio iluminarse el rosario que tenía colgado en su habitación. Algunos vecinos también lo vieron; allí comenzó a rezar el rosario, primero con ellos y luego sola. Y en eso estaba cuando se produjo la primera aparición.

El primer encuentro la sorprendió, sin turbarla. No se asustó, ya que enseguida reconoció a la Virgen con el Niño, de rasgos clásicos y familiares, transfigurados ese día por una luz viva.

Gladys sigue recibiendo las visitas de la Virgen diariamente, quien le sigue dando mensajes.

Actualmente ella está dedicada “día y noche” a orar por las intenciones de todos los peregrinos, quienes las dejan de a miles en los buzones enormes que hay frente a su casa del Pasaje Figari 122. La Virgen le ha pedido que las lea una por una y ore por ellas.

Los días 25, después de la Santa Misa del Campito, una vez que la imagen ha vuelto a su camarín, Gladys sale al pequeño jardincito de su casa a saludar y recibir en mano las peticiones de los peregrinos. Ella no desea que se le saquen fotos y la gente, que la quiere muchísimo, cumple con sus deseos. La única foto que se tiene de ella es la que figura en esta página y que ya tiene 17 años de antigûedad.

El Dr. Pellicciotta fue el primer técnico encargado de estudiar a Gladys. Es Doctor en Medicina por la Universidad de La Plata, con ejercicio profesional en Clínica Médica y Psiquiatría.
Dice de Gladys que ella es una persona lúcida, ubicada en tiempo y espacio, dotada de una gran sensibilidad y propensión a dejarse llevar de los afectos de compasión, humanidad y ternura”. Si bien la describe “de moderada y sobria virtud” reconoce sus “elevadas condiciones morales” hasta definirla: “estoica, de gran entereza ante el dolor físico y psíquico, ama la paz y el silencio”.
“Firme en sus convicciones, nunca miente, ni existen contradicciones en sus expresiones. De afectividad normal, adaptada al medio social. Normal en la percepción de los conceptos del mundo que la circunda, en las sensaciones actuales y remotas. De naturaleza intuitiva con razonamientos lógicos”.

“Su memoria conserva las impresiones, en especial las que afectan o alegran su espíritu, y reproduce con claridad las ideas, en particular aquellas que la Virgen le dice y no siempre puede dar explicaciones del contenido, porque escapan a sus conocimientos.”

“En los momentos de las visiones y locuciones interiores intuye el contenido de los mensajes y reproduce lo que Nuestra Señora dice. Su personalidad se ha acrecentado en el transcurso de estos últimos tiempos, logrando perennidad y firmeza en el accionar”.

“Ama a sus amigos en la fe. Ruega por los que no creen la palabra de Dios. Se apiada de ellos. Obediente en todo a su director espiritual, nada hace o dice que éste no la autorice. Se deleita en la Creación, con gran amor hacia los animales, plantas, flores y las cosas del universo”.

“Encontrándose con su familia y amistades es locuaz, alegre y ríe con franqueza, se divierte con las bromas sanas y se la ve feliz, notándose en su mirada el afecto por el interlocutor”.

Tiene la virtud de la franqueza. Siempre va de frente cuando debe decir algo que no comparte. Es firme en sus convicciones: puntual en todo. Su palabra es documento firmado y cumple al pie de la letra lo que promete. Movediza y silenciosa”.
“Por momentos se la ve pensativa, como si recordara o estuviesen en su mente las visiones de la Madre del Cielo, de su Divino Hijo y las luces del Espíritu Santo, que en tantas oportunidades ha hecho referencia.”

“Gladys es piadosa, humilde, tranquila, con sencillez de vida, dulce en la expresión. Dedicada a la oración, a la comunión frecuente, a las tareas de su hogar, atendiendo a todos los integrantes de su familia y preocupándose de las necesidades de cada uno de ellos”.

En su libro “Historia de las Manifestaciones de la Virgen” (página 61), el sacerdote Cayetano Bruno sdb, transcribe un testimonio del Pbro. Carlos Antonio Pérez
…”Realizo este informe a raíz de ser el Director Espiritual ( Padre Carlos Antonio Pérez) de la Sra. de Motta, y Asesor Pastoral de todo lo referente al culto a la Virgen del Rosario. Cuento con la correspondiente autorización de la Sra. de Motta”.
“Quiero dejar expresa constancia de que me siento profundamente convencido de la autenticidad de este hecho, como consecuencia de todo lo que me tocó vivir como receptáculo de las vivencias de la Sra. de Motta. Sin embargo, puedo decir que solamente después de 7 meses de ocurridas las manifestaciones de la Virgen, superadas todas las exigencias de una crítica austera, acepté el hecho como sobrenatural. Anteriormente mi intuición me hacía afirmar lo mismo; pero, al decir 7 meses, hablo de un tiempo prudencial y de fuertes elementos que, a modo de pruebas, fueron rodeando al hecho de una seguridad objetiva”.
A fines de 1984, el P. Carlos Pérez escribe sobre la vidente:

En la señora de Motta se comienza a producir todo un proceso de purificación y encuentro profundo con Dios, que va generando en ella una real transformación.

“Las cosas del cielo, diríamos que la han sacado de un modo simplemente humano de verlas, para vivir el gusto de la presencia del Señor, en las manifestaciones de la Virgen. Este gusto de lo celestial le quita el gusto de las cosas de la tierra, no porque no tenga capacidad de gustar, sino porque se siente colmada por una realidad superior que la desborda.
“Ella prefiere ahora más la soledad y el silencio, pero sabe que éste no le es posible en la medida deseada; y gustosa acepta todo lo que debe hacer, entendiendo algo esencial”.

“El amor a los suyos es muy grande, y se debe a ellos en todo lo que esté de su parte. Dentro de este tema de la caridad, una vecina dio un testimonio muy interesante sobre el sentido de servicio de la señora de Motta con todas las vecinas, y del cuidado que tiene de no caer en la crítica, aun en situaciones que podría justificarla de algún modo.

“Su vida de oración es continua, y se manifiesta en sus oracines personales, como así en su modo de vivir en unión con Dios durante el día, buscando en todo agradar al Señor en la fidelidad a lo que la Virgen le pide.
“Su obediencia al Director Espiritual es muy grande, y entiendo claramente que esto es importante para llevar adelante la misión a pesar de que a veces le cuesta entender lo que se le exige. Entiende que está cumpliendo un servicio a la Iglesia, y se aviene a realizar con humildad lo que se le pide.

“Su discreción es de mucha importancia destacarla. Si es por ella nunca deseó ser conocida ni que su nombre se publicara de ninguna forma. La gente no la ha molestado y ella, por lo tanto, aparece desapercibida en las reuniones o celebraciones, sin llamar la atención en nada, sin ser para nada centro de atención.

“A ella le interesa que la Virgen sea conocida, que todos la vieran (sic), que se conozcan sus mensajes, que se la quiera mucho. Pero ella sabe que es un puente por donde se pasa para ir a otra parte y no para quedarse en el puente.

“Su entrega a Dios es evidentemente incondicional, y muestra una fortaleza extraordinaria en medio de grandes dificultades. Esa fortaleza claramente surge como don de Dios, pues siendo una mujer de una gran sensibilidad y por momentos inmersa en pruebas importantes, no podría con su poca salud haber perseverado en una fidelidad creciente a la Virgen y a la misión.

“Los sufrimientos que esta misión le han significado a la señora de Motta sería muy difícil explicarlos en palabras. El principal es la incomprensión, por cuanto ella vive una experiencia inexpresable y las palabras no le alcanzan.

La misma actitud del Director Espiritual, de estar buscando comprobaciones (durante mucho tiempo, al principio), crea en ella el dolor de la duda. Su dolor no es porque no le crean a ella, sino por lo que esto implica de no creer en lo que está ocurriendo, siendo que ella tiene la más absoluta certeza, hasta el punto de estar dispuesta a dar la vida por esto.

“A pesar de que el sufrimiento la ubica a veces en situaciones límite, en definitiva, no rechaza los dolores físicos o morales, por cuanto los entiende necesarios en el plan de Dios y de la Redención. Gradualmente va entendiendo todo esto, y en los últimos meses fue acentuando más su silencio, fundamentalmente su silencio interior, aprendiendo a callar en su casa y también con las personas que con ella tratan el tema, que son muy pocas personas.

“Sin duda hay un diálogo interior creciente con el Señor, que la hace más callada a pesar de desear comunicar lo que vive, como es normal”.

LOS MENSAJES

Los mensajes que recibe Gladis de la Virgen María están llenos de citas bíblicas. Estos mensajes indican que la Madre de Jesús insiste en que el pueblo de Dios conozca y comprenda la Palabra de Dios en nuestros tiempos. Tienen una trascendencia internacional; afectan a todas las ciudades, pueblos y aldeas del mundo.

La Santa Madre de Dios se apareció a Gladis de 1983 a 1990 presentándose como Nuestra Señora del Rosario.

El 7 de octubre de 1983 festividad del Santo Rosario, Gladis cerró los ojos y vio una luz que anunciaba la inminencia de una visita divina. Vio delante de ella a la Madre de Dios viva respirando con un rosario grande en las manos. Y la preguntó qué quería, entonces se desvaneció y apareció una capilla.

El Padre René Laurentin afirma que las apariciones de Gladis no son simples visiones internas y subjetivas sino que siente la firmeza y el calor del cuerpo de la Virgen María, y percibe a veces olor a rosas. Es una intimidad muy real.

El 15 de noviembre de 1983 empieza a tener visiones de Jesucristo que también le transmite mensajes y un día después la Virgen María le anuncia que Ella es la Patrona de esa región:  Haced valer mis derechos, Poned mi santuario cerca del río.

Durante las apariciones de 1983 y 1984 la Santa Madre siguió pidiendo que se construyera un santuario especial, una basílica a orilas del río Paraná, en un prado llamado el Campito. Los curiosos observaron que en dos ocasiones distintas, durante las apariciones de Gladis, se vio un rayo de luz repentino que iluminaba el lugar exacto donde debía construirse el santuario.

En 1984 Gladis empezó a comprender el lugar que ocupan los sufrimientos físicos y morales de los seres humanos en su ascensión espiritual hasta la unión con Dios. El silencio se convierte para ella en un santuario personal interior en el que escuchaba dentro de sí la voz interior de Dios vivo y de Su Madre. Se dice que ahora no habla más que rara vez.

Gladis advirtió una invitación divina a convertirse en alma víctima por amor a Dios. El viernes 16 de noviembre de 1984 sintió algunos de los sufrimientos de la Pasión de Cristo.

La Virgen María la invitó a que hiciera largos ayunos. Durante el tiempo de adviento de 1984 no comió alimento sólido alguno. Dijo que no se sintió hambre ni malestar, ni pierde peso ni enferma.

El 11 de enero 1989 la Santa Madre le explicó:

“Esta Madre aspira siempre al bien de sus hijos. Espero de ellos oración, ayuno, conversión. Encontraran la salvación si no huyen de Dios, si aceptan a Dios. A muchas almas les falta paz. Si el alma busca la paz, encontrará a Dios”.

Se ha acuñando una medalla especial muy difundida; lleva en el anverso la imagen de Nuestra Señoradel Rosario y el símbolo de la Santísima Trinidad en el reverso.

Gladis tuvo sesenta y ocho visiones y mensajes de nuestro Señor Jesucristo.

La Santa Madre dijo a Gladis que dos terceras partes de las gentes del mundo viven sin ningún conocimiento de Dios. Le explicó que sus apariciones son un don del amor de Dios a sus hijos. La Virgen María dijo que contemplamos al mundo al borde de la destrucción y que el mundo tal como lo conocemos está pereciendo.

El 24 y 25 de agosto 1988 la Santa Madre repite que Ella es la Madre de Todos los Tiempos. Yo Soy la Madre de todos los hijos de Dios (…). En mi Inmaculado Corazón hay pureza suficiente para purificar todo el mundo( …). No os avergoncéis del pecado. Mi Hijo es el Salvador de los pecadores. Avergonzaos de no amar a Dios.

El 24 de mayo de 1989 la Santa Madre dijo: Yo soy la puerta del Cielo y el auxilio de las gentes en la Tierra(…). Abandonaos en vuestra Madre Celestial.

El 7 de agosto de 1988 la Santa Madre dijo a Gladis que el mundo rezara por los niños DEL universo, por los que necesitan pan, los que están faltos de amor y sobre todo de la Palabra de Dios. El que es compasivo con un niño es compasivo con Dios

El 31 de enero de 1984 hacía la misma petición para con los jóvenes.

El 31 de agosto de 1985 decía a Gladis: No busquéis descanso, ni de día ni de noche. Es necesario evangelizar.

En Argentina el 26 de marzo de 1988 Nuestra Señora del Santo Rosario de San Nicolás anunció el inminente regreso de su Hijo divino Jesús

LOS MILAGROS

Reproducimos tres milagros que han sido recogidos en el Santuario María del  Rosario de San Nicolás.

El niño Gonzalo Miguel Godoy, de 7 años de edad, presentó los primeros síntomas de una enfermedad que lo postró abatido, casi paralítico. No podía hablar. Una radiografía manifestó señales de un tumor cerebral: una lesión frontal del lado izquierdo hacía presión en toda esa zona, causando la parálisis del lado derecho.

Su madre se puso en las manos de la Virgen y le pidió fuerzas para soportar lo inevitable, ya que una operación dejaría a la criatura debilitada, en caso de que escapase a la muerte. La madre estaba embarazada de siete meses, de su séptimo hijo. Sentía un profundo abatimiento y una terrible angustia y, entretanto – para sorpresa suya – experimentó una gran paz interior.

Los padres pidieron la Unción de los enfermos para el niño y que pudiera recibir la Primera Comunión. Monseñor Castagna autorizó ese pedido y les envió a su Canciller, que era un amigo de esa familia. Éste explicó al niño que iba a recibir a Jesús, y lo colocó bajo la protección de la Virgen del Rosario de San Nicolás.

El pequeño recibió ese “don de Dios” con una gran fuerza interior y con los ojos bien abiertos, contempló la hostia antes de comulgar. Y he aquí que, 45 minutos después, empezaron a notarse señales de mejoría; la parálisis experimentó un notable retroceso, las mejillas del niño recobraron su color y él salió de su letargo.

Tres días después se le efectuó una punción lumbar: la prueba no reveló patología alguna. Se disminuyó la dosis del medicamento; el niño se mantuvo despierto y comenzó a jugar. En los días siguientes, Gonzalo comenzó a leer y podía caminar solito. Fue efectuada una tomografía: donde había estado el tumor, apenas quedó una cicatriz.
Este caso continúa en estudio. Gonzalo es hoy un joven que lleva una vida normal, tiene amigos, alegría de vivir y da gracias a Dios por su curación.

Juan Ignacio Cordero Olguin, de 9 meses, aquejado de meningitis y parálisis cruzada, luego de estar ciego, sordo e inconsciente, y en estado de coma durante nueve días, se despertó al décimo completamente curado, luego de las oraciones que su familia elevó a la Virgen del Rosario de San Nicolás.
Las consultas médicas efectuadas posteriormente confirmaron la curación: así consta en la declaración firmada por Celia C. De Olguin el 24 de noviembre de 1987.

Anabella Renée Rao, de 12 años, estudiante, aquejada de parálisis y arreflexia de las extremidades inferiores desde el 14-12-88. El médico la hizo internar, y se le efectuó una punción lumbar para analizar el líquido cefalorraquídeo que reveló la existencia de la reacción de Pandyt. Diagnóstico: síndrome de Guillain Barre.

La enfermedad se detuvo el 17 de diciembre. El 26, la niña pudo moverse nuevamente sin ayuda. En enero de 1989 se acentuó la mejoría y, ayudada por ejercicios de rehabilitación, el 7 de febrero ya podía caminar normalmente.
Desde el momento que conocieron el diagnóstico, la niña y su madre habían encomendado su caso a la Virgen del Rosario de San Nicolás, con la absoluta certeza de que “las protegería bajo Su manto”. La madre “rezaba continuamente el Angelus” y pedía fuerzas a Dios para aceptar todo lo que la Virgen dispusiera”.

La novena se había iniciado el 17 de diciembre, día en que la enfermedad se detuvo de repente. Esta recuperación integral, en un plazo tan breve, constituye un caso clínico excepcional y totalmente contrario a los pronósticos evolutivos, según los médicos que intervinieron en su tratamiento.

La madre de Anabella ha enviado un mensaje al Santuario, fechado el 22 de noviembre de 1999, donde cuenta que Anabella hoy tiene 23 años, es una joven hermosa que ha cosechado muchos triunfos en equitación, está en el último año de Ciencias Económicas, y está haciendo una pasantía en una compañía de seguros. Anabella está totalmente sana en la actualidad.

El TEMPLO

La Virgen María además de expresarle a Gladis su deseo de que se construyera un Santuario en su honor, indicó a la vidente el lugar exacto donde debería estar ubicado.
En una noche en la que Gladis iba acompañada por otras personas, vio una intensa luz bajando del cielo, que pudo percibir también una niña de nueva años
El predio, situado junto al río, estaba entonces, lleno de unos arbustos denominados “tutias” llamados también “Cardos de María”, que a raíz de las fuertes heladas del crudo invierno de 1984 se secaron, permaneciendo fresco y lozano, únicamente aquel, sobre el que cayó el haz de luz.
Es de notar, que en ese lugar, durante 25 años estuvo una gran villa de emergencia (llamada Villa Pulmón), en la cual había una capilla en honor a la Virgen de Itatí .
El proyecto del Campito del Santuario María del Rosario de San Nicolás procura dar respuesta a diversas necesidades. Contempla además que el ciudadano nicoleño pueda hacer uso de él para el disfrute como área de paseo y recreación.

Desde el punto de vista del uso de los materiales se proyectó darle al Campito un carácter austero, pero duradero, utilizando el hormigón como principal elemento dada su nobleza y durabilidad. Se lo empleó como hormigón visto en tabiques de borde de canteros y desniveles perimetrales, como así también en un sector del borde del altar exterior. Por otro lado se lo utilizó para solado de los caminos en forma de piezas íntertrabadas. Y por último se aplicó en los paños de piso centrales como contenedores de césped (cespecret) para evitar la generación de barro en los días de lluvia.

ETAPAS:

1. Primera Etapa: El proyecto contempla la construcción del Altar Exterior y el movimiento de tierra general, siendo el más importante el que corresponde al cuenco que posibilitará optimizar las visuales. En tal sentido se retirarán los árboles existentes. Se incluyen los pisos de cemento del mencionado cuenco con las rejillas y cañerías de desagües. También se construirán los sanitarios que corresponden a dos módulos de baños y una sala de enfermería. Se completará el cerramiento perimetral de todo el terreno que pertenece al Santuario.
Fecha: Agosto 2010 a Junio 2011.

2. Segunda Etapa: Plantación de especies de árboles para la nueva forestación definitiva de acuerdo al anteproyecto. Fecha: temporada adecuada del año 2011.

3. Tercera Etapa: Tabiques de hormigón para la contención de terreno y formación de terrazas. Caminos para las estaciones del Rosario. Fuente de agua con canillas, etc. Fecha: a determinar.

En la pagina del Santuario esta página en la barra superior de la página principal dentro de “Descargas” podrá ver en la Sección “Santuario 3D” como va a ser el Templo terminado. De cualquier manera le adelantamos algunas características: El Templo tendrá una planta en cruz con techos de cobre a dos aguas. El exterior será de ladrillos vistos y estará ornamentado con esculturas de los Apóstoles y Santos destacados de Nuestra Iglesia. El interior será de dos pisos, lo que le permitirá albergar gran cantidad de peregrinos, tal como manifestó nuestra Madre, que “su Casa debía ser espaciosa”. La construcción demanda tiempo, ya que como prometió Mons. Castagna “el único Padrino del Templo es el Pueblo de Dios”.

ORACIONES

ORACIÓN A NUESTRA SEÑORA DEL ROSARIO DE SAN NICOLÁSSanta María, Madre nuestra
que en cada misterio del Santo Rosario
nos brindas al salvador.
Acudimos a Ti necesitados.
Nos alegramos que desde la Cruz
el señor te haya encomendado la misión
de acercarnos a Él y a su Iglesia
por la conversión y la penitencia.
Alentados por la confianza que nos inspiras
ponemos en tus manos maternales
nuestras preocupaciones y temores.
Pero, deseamos imitar tu fidelidad a Dios
Aceptando con amor y humildad
todas las pruebas.
¡Madre nuestra del Rosario de San Nicolás!
que tu presencia renueve nuestra vida,
alivie nuestro ser agobiado por
el sufrimiento y la enfermedad,
sostenga nuestra docilidad a la Gracia
y fortalezca nuestro amor a los demás,
convirtiéndonos así en testigos del amor
del Padre que no vaciló, por tu intermedio,
en darnos a Jesús.
Amén.HIMNO A LA VIRGEN DEL ROSARIO DE SAN NICOLÁSRuega por nosotros
Dulce madre nuestra
Virgen del Rosario
De san Nicolás.
Salve Madre de la Iglesia
Oh corazón de María
Dios Padre quiso engendrarte
Con santa sabiduría.
Eres Faro de esperanza
De quien busca cada día
encontrar en Ti la estrella
Para caminar su vida.
Eres Tú la Inmaculada
Llena de gracia Divina,
Que a tus hijos pecadores
Vida y perdón comunicas.
El espíritu te enseña
A ser el camino y guía
Para que el mundo comience
A buscar la paz perdida.
Santa Madre de Jesús
Señora Virgen María
Borra la ceguera al hombre
Danos la eterna alegría
Danos paz y amor fraterno
Saca el odio esta vida
no nos dejes de tus manos
Sálvanos Virgen María.


BIBLIOGRAFÍA

Título: San Nicolás de los Arroyos. 250 años. La Historia de una ciudad. San Nicolás de los Arroyos,
Ediciones Diario El Norte, 1998. 1º edición. 392 pág.

Título: Mensajes 1983-1990. Incluye los mensajes dados por la Santísima Virgen y por Jesucristo a Gladys Quiroga de Motta entre el 25 de septiembre de 1983 y el 11 de febrero de 1990. Son más de 1800 mensajes, y su publicación fue autorizada por Monseñor Domingo Salvador Castagna (1ra.ed.) y por Monseñor Mario L.B.Maulion (2da. edición).
Editado por el Centro de Difusión del Movimiento Mariano de San Nicolás, c.1997. 694 pag.

Título: Historia de las Manifestaciones de la Virgen “María del Rosario de San Nicolás”.
Autor: Cayetano Bruno, S.D.B.
Editado por el Movimiento Mariano de San Nicolás y Ediciones “Didascalia”, Rosario, 1994. 326 pag.

Título: María del Rosario de San Nicolás. Manifestaciones asumidas pastoralmente por la Iglesia.
Autor: René Laurentin, quien estuvo en diversas oportunidades en San Nicolás, habiendo visitado a la vidente y de la cual hace un notable panegírico. Traducido por Inés García Merou.
Editado por San Pablo, 1997. 168 pag.

Título: Un Mensaje de Esperanza. Apariciones de la Virgen en la Argentina. Escrito por la periodista María Sofía Vassallo como trabajo final de tesis de la Escuela Superior de Periodismo “Obispo Trejo y Sanabria”. Con una presentación por el Pbro. Carlos A. Pérez, rector del Santuario. Editado por el Movimiento Mariano de San Nicolás, Argentina, c. 1994. 174 pag.

Título: Encuentros con María
Autor: Janice T. Connell
Editorial EDAF, Madrid


ÁREA MULTIMEDIA

http://www.youtube.com/watch?v=3xNuCf5CrFY

http://tn.com.ar/sociedad/00042836/multitudinaria-peregrinacion-a-san-nicolas